El consejero delegado de Endesa, Rafael Miranda, calcula que la opa formulada por la eléctrica italiana Enel y la constructora española Acciona podría estar concluida en un plazo de seis meses.
Miranda ha explicado, durante una presentación ante analistas, que la duración del proceso no depende de Endesa sino de lo que tarden los organismos reguladores. La opa de Enel y Acciona necesita las autorizaciones de la Comisión Nacional de la Energía (CNE) y de las autoridades europeas de la Competencia. Las dos empresas notificaron ayer la operación a la CNE, que dispone de un mes para pronunciarse, aunque el reloj se detiene cada vez que el regulador energético pide información adicional. El presidente de Acciona, José Manuel Entrecanales, dijo a mediados de abril que la opa podría estar concluida en un plazo de entre tres y seis meses. En la reunión con analistas, Miranda reiteró que el Consejo de Administración de Endesa se pronunciará sobre la oferta "en el momento oportuno", y explicó que lo hará "con todo rigor" y teniendo en cuenta el proyecto y el interés de los accionistas y de los empleados de la compañía. El consejero delegado recordó que el Consejo deberá fijar su postura una vez que la opa sea aprobada por la Comisión Nacional del Mercado de Valores