la junta de accionistas de Indra aprobó hoy el pago de un dividendo de 0,39 euros brutos por acción con cargo al ejercicio 2005, lo que supone duplicar la retribución del pasado año y elevar el 'pay-out' (porcentaje del beneficio destinado a dividendos) desde el 35% hasta el 55%.
La junta de accionistas de Indra aprobó hoy el pago de un dividendo de 0,39 euros brutos por acción con cargo al ejercicio 2005, lo que supone duplicar la retribución del pasado año y elevar el 'pay-out' (porcentaje del beneficio destinado a dividendos) desde el 35% hasta el 55%, con 57 millones.