Destatis informó de que la inflación alemana registró en noviembre un incremento interanual del 0,4%, lo que supone su primera lectura postiva desde el pasado mes de junio, mientras que en términos mensuales los precios retrocedieron una décima.