Primera víctima de la crisis hipotecaria de EE.UU. Victoria Mortgage Funding Ltd, una entidad financiera británica de hipotecas de riesgo, ha solicitado la suspensión de pagos tras quedarse sin fondos. La autoridad británica de servicios financieros (FSA) señala que se trata de la primera compañía de hipotecas subprime que solicita la suspensión de pagos en Gran Bretaña desde el inicio de la actual crisis crediticia.
Desde ahora, KPMG será el administrador de Victoria Mortgages, que representa un 0,06 por ciento del mercado de hipotecas británico. Victoria, propiedad de la firma de capital riesgo estadounidense Venturial Capital, echa la culpa de su situación a la agitación de los mercados de capitales. UBS, el mayor banco suizo, ayudó a financiar la compañía ahora insolvente, cuya cartera de créditos asciende a 300 millones de libras (unos 440 millones de euros). Los prestatarios que estaban a punto de cerrar sus hipotecas, unos 380, según la empresa, se verán obligados a buscar otra compañía que les financie la compra de su inmueble. Según el experto de la "Council of Mortgage Lenders" (asociación británica de entidades crediticias hipotecarias) Bernard Clarke, "no hay necesidad para una preocupación generalizada. Ese caso parece un ejemplo de una entidad que sufre por el contagio de los problemas de la crisis de las hipotecas de alto riesgo de EEUU". Ademñas, confirma que otras compañías están ajustando la variedad de sus productos y sus precios. En las últimas semanas, los mercados de créditos han estado paralizados por las preocupaciones sobre la exposición de inversores y entidades financieras a las hipotecas de alto riesgo (subprime).