La venta de energía eólica y solar generará este año un negocio de más de 3.600 millones de euros, lo que supone un crecimiento del 55% respecto al ejercicio anterior, según un estudio elaborado por la consultora DBK. Concretamente, el mercado de energía eólica crecerá a un ritmo cercano al 50% para superar los 3.100 millones de euros, mientras que el volumen de negocio derivado de la venta de energía solar (incluyendo fotovoltaica y termoeléctrica) alcanzará los 470 millones de euros, lo que supondrá un incremento del 125%. La consultora prevé que el sector de las energías renovables seguirá marcado por un fuerte crecimiento. Así, la potencia instalada continuará registrando tasas de variación de dos dígitos.