La demanda peninsular de energía eléctrica alcanzó los 132.679 gigavatios/hora (GWh) en el primer semestre del año, lo que supone un aumento del 2,4% respecto al mismo periodo del 2007, crecimiento que se elevó al 3,1% una vez corregida la influencia de la laboralidad y las temperaturas, ha informado hoy Red Eléctrica de España. En lo que respecta al mes de junio, el consumo eléctrico ascendió a 21.014 GWh, lo que supone un incremento de sólo el 0,2% respecto al mismo mes del año anterior, debido a la meteorología anómala registrada para esta época del año. No obstante, una vez corregida la laboralidad y la temperatura, el aumento del consumo se situó en el 3,5%.