La construcción de viviendas nuevas se desplomó un 68,7% en el primer semestre del año en la provincia de Barcelona en comparación con el mismo período de 2007, según los datos facilitados hoy por el Colegio de Aparejadores y Arquitectos Técnicos de Barcelona (CAATB). Entre enero y junio de este año se inició la construcción de 9.078 viviendas, frente a las 28.959 del primer semestre de 2007, una cifra que no se daba desde la primera mitad del año 1991, en que se visaron 8.939 nuevos pisos.