Según esta información, Repsol ha alegado que la autorización del aumento de participación de Suez en Gas Natural deberá tener en cuenta los riesgos de competencia tras la fusión de Suez y Gaz de France
, grupo en el que el Estado francés controlará un 35%. Además, no descarta que la francesa pida un puesto en el consejo de Gas Natural, así como el desvío de gas natural a otros mercados.Según el diario, La Caixa --que tiene un 34% en Gas Natural y el 14% de Repsol-- y la propia gasista mantienen una posición más tolerante frente a Suez e indica, sin identificar fuentes, que el reforzamiento de Suez en Gas Natural habría sido pactado a espaldas de la petrolera