La Comisión Europea (CE) declaró hoy ilegales 6,1 millones de euros de las ayudas de 7,7 millones concedidas por Alemania a la empresa de mensajería DHL para formar trabajadores en su nueva sede de Leipzig, ha anunciado en un comunicado. Bruselas ha dado luz verde, sin embargo, a los restantes 1,6 millones de euros, al considerar que esa cantidad estará realmente dedicada a la preparación de personal que no se llevaría a cabo de otra forma.