La Comisión Europea considera que España es el único país de la Unión Europea donde todo el ajuste de la crisis se ha hecho destruyendo empleo.

La tasa de paro ha aumentado desde el 8,3% en 2007 hasta el 20,8% en la actualidad, el doble que la media comunitaria. Aunque en menor medida, también Irlanda y Portugal han afrontado la recesión incrementando el paro, según se destaca en el informe anual de empleo publicado este jueves por la Comisión Europea.

"En contraste con los patrones de ajuste en la mayoría del resto de Estados miembros, sólo España ha hecho frente a la recesión únicamente a través de reducciones de empleo, mientras que Irlanda y Portugal estaban casi en esta situación", asegura el informe.