La Federación Europea de Banca (FEB) lanzó hoy un mensaje de tranquilidad y aseguró que el sistema bancario europeo tiene solidez para sortear la crisis financiera y garantizar los ahorros de sus clientes. En un comunicado, la FEB recordó que, "de forma general, los depósitos de los particulares están asegurados en los países de la UE". "En todos los estados miembros (los depósitos) están cubiertos por los sistemas nacionales de garantía, que forman una parte integral de la red de seguridad", aseguraron los bancos. "La estructura financiera que sostiene el modelo de banca europea es fuerte en términos de capital y asegura acceso a fuentes de financiación diversificadas para las instituciones", destacaron.
La FEB subrayó que la banca europea está sujeta a "regulación y supervisión de alto nivel". A ella opone el modelo de Estados Unidos, "donde las múltiples estructuras reguladoras han causado confusión, donde las hipotecas 'subprime' surgen en una parte no regulada del mercado y donde ni el acuerdo de capital de Basilea II ni los Estándares Internacionales de Contabilidad se aplican". En cualquier caso, los bancos confían en que una vez aprobado, el plan de rescate diseñado por el Gobierno de EEUU "estabilice la situación y restaure la confianza en los mercados financieros"Además, la banca europea expresó su satisfacción por las inyecciones de liquidez de los bancos centrales para apoyar las necesidades de las instituciones financieras y defendió la conveniencia de un enfoque supervisor coordinado. Respecto a las intervenciones de los gobiernos para salvar a varios bancos europeos, la FEB asegura que éstas son la "demostración de que una intervención decisiva es posible".