Tras cerrar la semana pasada en rojo, hoy los inversores estadounidenses cogen aire y vuelven a hinchar Wall Street. Parece que la ausencia de noticias macro es motivo de tranquilidad. Así pues, el Dow Jones suma un 0,09% hasta los 10,663 puntos, el Nasdaq un 0,54% y el S&P 500 un 0,34%. En el mercado de divisas el euro no se baja del pedestal de los 1.32 dólares y, en el mercado de materias primas, el barril de petróleo cotiza en los 80,77 dólares.
Constellation Energy le ha echado una mano a Boston Generating comprándole alrededor de 1.100 millones de dólares de activos. Si bien, este pacto está a la espera de ser aprobado por la corte de quiebras, si bien, mientras tanto las acciones de Boston Generating suben medio punto porcentual.

Los resultados del tercer trimestre fiscal de Tyson Foods han dejado un buen sabor de boca después de que superaran las expectativas de los expertos. La compañía ganó un 89% más que en mismo periodo del año anterior hasta los 248 millones de dólares, potenciado principalmente por su rama cárnica. Las acciones de Tyson Foods caen un 2%.

En cambio, las ganancias de Berkshire Hathaway cedieron un 40% en el segundo trimestre hasta los 1.970 millones. Aun así, superaron las estimaciones. La recién adquirida Burlington Northern contribuyó en 603 millones a estas ganancias. Berkshire Hathaway sube un 0,43%.

McDonald's sigue demostrando ser inmune a la crisis y sus ventas mundiales en restaurantes continúan aumentando, en julio concretamente un 7%. La cadena alimenticia escala en bolsa un 1,66%.

HP ha sido salpicada por los escándalos pues, el hasta ahora presidente ejecutivo, Mark Hurd, presentó su renuncia el viernes por la tarde luego que una empleada le acusara de de acoso sexual. Aunque la investigación abierta por este caso no demostró que hubiera acoso, Cathie Lesjak, será nombrada presidenta ejecutiva interina. HP sube un 1,23% en el NYSE.