La aseguradora de bonos estadounidense MBIA registró unas pérdidas de 2.400 millones de dólares en el primer trimestre de 2008, afectada por la crisis crediticia.