El grupo estadounidense AIG, primer asegurador mundial, anunció un pesada pérdida en el primer trimestre mayor de la que esperaba el mercado, a causa de depreciaciones masivas derivadas de malas inversiones en mercados financieros. Con una pérdida neta de 7.810 millones de dólares, en comparación con un beneficio de 4.130 millones un año antes, AIG anunció que planea captar 7.500 millones de dólares en el mercado a través de un aumento de su capital, de un total a término de 12.500 millones, con una operación financiera posterior.
En el primer trimestre, AIG tuvo que contabilizar una pérdida de 9.110 millones de dólares a causa de la caída del valor de varias colocaciones del grupo en los mercados. Por acción, la pérdida se situó en 3,09 dólares y en -1,41 dólares en datos ajustados con elementos excepcionales, frente a la pérdida de 76 centavos por acción esperada por el mercado.