GDF Suez debe responder a partir de hoy ante la justicia por su presunta responsabilidad en una explosión de gas en diciembre de 2004 que causó la muerte a 19 personas en la ciudad de Mulhouse (noreste de Francia). El Tribunal Correccional de Mulhouse abrió esta mañana el proceso, que está previsto que se prolongue hasta el próximo día 20, y en el que Gaz de France (GDF) reconoce su responsabilidad en la fisura de una de sus canalizaciones que provocó la explosión.