El banco estadounidense JPMorgan Chase ha alcanzado un acuerdo para adquirir por 1.000 millones de libras esterlinas (1.120 millones de euros) el 49,9% que no controlaba de la firma de inversión JP Morgan Cazenove, la 'joint venture' creada hace cinco años por el segundo mayor banco de EEUU y el grupo financiero Cazenove, que, según medios británicos, incluye entre sus clientes a un tercio de las cien mayores fortunas de Reino Unido, incluyendo a la propia Reina de Inglaterra. En concreto, los apenas 1.500 accionistas de Cazenove, que no cotiza en bolsa, cobrarán 5,35 libras por título, lo que resultará en suculentas plusvalías para los empleados y ex empleados de la entidad, que componen alrededor del 90% del accionariado de una firma con 190 años de historia también conocida como 'el broker de sangre azul' por contar en su plantilla con numerosos ex alumnos de la elitista escuela universitaria británica de Eton.