JP Morgan dijo el miércoles que subió su pronóstico del cobre para el 2009, aunque advirtió que los precios podrían continuar bajo presión debido a que la debilitada demanda de Occidente parece opacar el crecimiento chino. JP Morgan subió su pronóstico para el cobre MCU3 del 2009 a 3.338 dólares la tonelada desde 3.163 dólares, aunque rebajó su estimado para el aluminio MAL3 a 1.438 dólares desde 1.463 dólares. "La innegable realidad para el mercado de cobre es que fuera de China, la demanda continúa moribunda", dijo JPMorgan en una nota. "Este no será el caso para el año entero, aunque incluso con las proyecciones de una moderada mejora en la demanda de Occidente en el segundo semestre, cuando los esfuerzos de estímulo comiencen a tener efecto, creemos que el crecimiento de China no será suficiente para opacar la destrucción de la demanda vista en el mundo occidental", agregó.