La economía estadounidense continuará su recuperación en el 2010, mientras que las condiciones positivas observadas en el segundo semestre del 2009 deberían continuar en el sector manufacturero, según un informe divulgado el martes por el Instituto de Gestión de Suministros, o ISM. El ISM agregó que el sector no manufacturero podría experimentar un crecimiento marginal. Según la proyección semestral sobre el panorama económico emitida por el ISM, los ingresos del sector fabril deberían crecer el 5,7% el próximo año. En tanto, los ingresos en el sector no manufacturero -compuesto en su mayoría por las empresas de servicios y construcción- podrían registrar un crecimiento de sólo el 1,3%.