Inmobiliaria del Sur obtuvo en el primer trimestre del año un beneficio neto atribuido de 2,7 millones de euros, un 86,9 por ciento más que en el mismo período de 2006, según las cuentas remitidas hoy a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV).
El importe neto de la cifra de negocio ascendió hasta los 13,8 millones de euros, lo que supone un incremento del 17,8 por ciento respecto a 2006. Estos datos no incluyen la venta de varios inmuebles cuyo contrato tiene formalizado el grupo, a fecha de 31 de marzo, con varios clientes por un importe total de 81,5 millones de euros. La inmobiliaria tiene previsto entregar estos edificios antes de que finalice el año. El incremento en la cifra de negocio se produjo tanto en la actividad de promoción inmobiliaria, que creció un 16,72 por ciento respecto al primer trimestre de 2006, como en la de arrendamiento, con una subida del 18,83 por ciento. El margen entre el resultado del ejercicio de actividades continuadas y el importe neto de la cifra de negoció ha subido en los tres primeros meses de 2006 hasta el 22,6 por ciento, frente al 16,7 por ciento registrado en el mismo período del ejercicio anterio