La India censuró hoy el plan de estímulo de 787.000 millones de dólares promulgado por el presidente de EEUU, Barack Obama, que incluye medidas para limitar la mano de obra extranjera, ya que "socava los esfuerzos globales para superar la actual crisis en el mínimo tiempo posible".

Durante la inauguración de un cónclave organizado en Nueva Delhi por el semanario "India Today", el ministro indio de Exteriores, Pranab Mukherjee, aseguró que el plan no hace gala de un espíritu de cooperación mundial.

"Va contra los actuales esfuerzos para contener el fuerte declive del crecimiento económico global, especialmente en Estados Unidos y otros mercados desarrollados", aseveró el ministro en su discurso, recogido en la página web del cónclave.

"Ésta es una tendencia negativa y podría tener un efecto cascada sobre otras grandes economías", criticó.

Mukherjee opinó que el público occidental no da crédito "al hecho de que gobiernos que antes tenían una fe ciega en los principios del libre mercado" los estén olvidando ahora.

"¿Quién podría haber imaginado que los gobiernos occidentales nacionalizarían bancos cuando se vieran a sí mismos frente a duras decisiones en medio de una incertidumbre creciente?", se preguntó.