La bolsa española perdió hoy el nivel de los 11.800 puntos y bajó el 0,94%, en consonancia con el resto de bolsas europeas y perjudicada por el retroceso de Nueva York, el repunte del petróleo y la paralización de la actividad corporativa que tanto animó el parqué la semana pasada.
Así, el principal indicador del mercado nacional, el Ibex-35, cedió durante la sesión 111,4 puntos, equivalentes al 0,94%, y cerró en 11.706,6 enteros tras vivir una de las jornadas de menor negociación del año.