El presidente de Iberia, Antonio Vázquez, y el consejero delegado de British Airways, Willie Walsh, siguen manteniendo constantes reuniones con el objetivo de "sentar las bases" de la nueva compañía que nacerá de la fusión de ambas empresas. Los encuentros se centran en "aspectos generales" y por ahora no abordan cuestiones concretas, como la designación de la ciudad que acogerá la sede de la futura aerolínea, según explicó el director general de British Airways para Europa, Gavin Halliday