En pleno proceso de puja por el control de la aerolínea española, Iberia ha publicado sus resultados correspondientes al segundo trimestre del año. En este periodo obtuvo un beneficio neto de 62,6 millones de euros, por encima de las previsiones de los analistas. El beneficio operativo alcanzó los 69,9 millones de euros.