Iberdrola se reunió hoy con la Federación Española de Municipios y Provincias (FEMP) en la sede madrileña de la organización, dentro del programa de información que está desarrollando la Compañía con motivo de la entrada en funcionamiento del Suministro de Último Recurso el pasado 1 de julio.
 Según informó la compañía, el objetivo del encuentro ha sido informar a la Federación sobre la liberalización del sector eléctrico y tratar así de facilitar la adaptación de los usuarios a la progresiva apertura del mercado.

Durante la sesión se ha dado a conocer a la FEMP la normativa legal que regula el Suministro de Último Recurso (SUR) eléctrico y el mecanismo de traspaso de clientes de las compañías distribuidoras a las comercializadoras.

En el encuentro se ha tenido en cuenta la doble vertiente de la Federación, ya que actúa como representante de los consumidores residentes en cada municipio y de los titulares de contratos a instalaciones municipales.

Iberdrola trata de este modo de aclarar las posibles dudas de los consumidores tras la implantación del SUR, especialmente en lo referente al mencionado traspaso de los contratos, que será automático, sin trámites, sin necesidad de actuación en las instalaciones y sin interrupción del suministro.

La Compañía ha estado celebrando encuentros de este tipo con asociaciones de consumidores y Oficinas Municipales de Información al Consumidor (OMIC) desde el mes de junio. Estas reuniones informativas se han celebrado por ciudades de toda España y en ellas han participado más de 500 asociaciones de consumidores y OMIC.

En este marco, y con el objetivo de fomentar el conocimiento de las particularidades del sector energético entre la sociedad, la Compañía ha firmado en los últimos meses sendos acuerdos de colaboración con las asociaciones de consumidores FACUA, CECU, FUCI, UCE y UNAE.

Asimismo, Iberdrola tiene previsto incrementar este año su red de puntos de atención al cliente con la apertura de 50 nuevos en toda España, a los que los consumidores podrán acudir en caso de que tengan alguna duda sobre la nueva situación.

En concreto, en la Comunidad de Madrid ya se han abierto dos (Madrid) y está previsto que próximamente lo hagan otros 10 en Alcorcón, Torrejón, Alcobendas, Móstoles, Alcalá de Henares, San Sebastián de los Reyes y Parla.