Iberdrola ejecutará este lunes un "split" (desdoblamiento) de sus acciones, en la proporción de cuatro nuevas por cada una antigua, con el objetivo de aumentar la liquidez de la eléctrica y favorecer la ejecución de los programas de fidelización destinados a inversores. La Junta de Accionistas de la compañía aprobó el pasado 29 de marzo hacer el "split" de los títulos, cuyo valor nominal pasará de los 3 euros actuales a 0,75 euros.