Las acciones de Iberdrola han regresado a la cotización con retrocesos del 2,43 por ciento, para colocar el precio de sus títulos en los 40,21 euros. Sus acciones vuelven a negociarse después de que ha compañía haya comunicado al mercado cómo financiará la compra de la estadounidense Energy East, que supondrá un desembolso de 6.400 millones. La eléctrica está colocando una ampliación de 85 millones de acciones, a un precio que podría situarse entre los 39,70 y 40 euros por título