El Gobierno del presidente Hugo Chávez estudia reformar la Ley de Bancos con el objetivo de garantizar que el sector financiero en el país financia actividades productivas y contribuyan así al crecimiento económico del país. "La actividad financiera debe estar dirigida a la intermediación productiva; es decir, el incremento de la producción de alimentos, de viviendas, orientación de recursos para la infraestructura necesaria para el sector eléctrico... ", explicó el ministro del Poder Popular para la Economía y Finanzas, Alí Rodríguez Araque, en una rueda de prensa este jueves en el Palacio de Miraflores para justificar la posible reforma.