Grupo SOS está negociando con entidades financieras la posibilidad de ampliar el plazo de dos instrumentos financieros de cobertura que tuvieron un impacto negativo en sus cuentas de 2008 por importe de 67,47 millones de euros, con el objetivo de "mitigar los niveles de volatilidad actualmente existentes". Estos instrumentos financieros para cubrir tipos de interés, contratados en el ejercicio 2007, estaban indiciados a opciones sobre determinadas acciones españolas de bancos cotizadas en el Ibex-35.