Goodyear cerró el primer semestre del presente ejercicio con unas pérdidas netas de 601 millones de dólares (426 millones de euros) en comparación con el resultado neto positivo de 266 millones de dólares (188,6 millones de euros) que obtuvo en los mismos seis meses del año pasado. La cifra de negocio de la multinacional alcanzó 7.479 millones de dólares (5.304 millones de euros) en la primera mitad de 2009, lo que se traduce en un descenso del 26,5% en comparación con los datos del mismo periodo de 2008.