Goldman Sachs le ha recortado el precio objetivo al Santander desde los 9 hasta los 7,7 euros, con consejo de neutral.