El secretario del Tesoro estadounidense, Timothy F. Geithner, lanzó hoy un claro mensaje a las entidades financieras y destacó que el Gobierno no debería garantizar su rescate en futuras crisis, por lo que abogó por evitar que sean los contribuyentes los que carguen con esta responsabilidad. "Ningún sistema financiero puede operar de manera eficiente si las instituciones y los inversores asumen que el Gobierno les protegerá de las consecuencias de un colapso", destacó el máximo responsable económico de la Amdministración Obama durante su discurso ante el comité de servicios financieros.