El secretario del Tesoro, Timothy Geithner, dijo hoy que está "enojado y frustrado" por el pago de bonos millonarios a ejecutivos de la firma aseguradora AIG, reflotada por el gobierno. En su testimonio ante el Comité de Finanzas de la Cámara de Representantes, Geithner expresó asimismo su ira "porque nuestro sistema financiero haya permitido una escala de riesgo que ha causado daños graves a la fortuna de todos los estadounidenses". Tenemos que asegurarnos de que nuestro país jamás afronte esta situación", añadió Geithner, quien compareció acompañado por el presidente de la Reserva Federal, Ben Bernanke ante un comité visiblemente molesto con la situación