Los contratos a futuro sobre las acciones en Estados Unidos caían el miércoles después de que contradictorios informes sobre la probabilidad de que General Motors se declare en quiebra y datos de debilidad en el sector manufacturero en el extranjero afectaran al mercado en la víspera de lo que podría ser una conflictiva cumbre de líderes.  Hace unos instantes, los contratos a futuro sobre el índice Standard & Poor's 500 caían 8,5 puntos a 786,30, los futuros del Nasdaq 100 descendían 11,2 puntos a 1.226,20 y los del Promedio Industrial Dow Jones perdían 76 puntos.
El martes, en el último día del primer trimestre, las acciones en Estados Unidos cerraron al alza, aunque cedieron parte de sus ganancias cerca del cierre de la sesión, a medida que perdían impulso las acciones financieras y tecnológicas.  Pese a ello, el Dow subió un 7,7% en el mes -la mayor alza mensual desde octubre del 2002- aunque descendió un 13,3% en el primer trimestre. Tras caer 254 puntos el lunes, el Dow subió 87 puntos, o un 1,2%, a 7.609. En tanto, el S&P 500 ascendió 10 puntos, o un 1,3%, a 798 y el Índice Compuesto Nasdaq trepó 27, o un 1,8%, a 1.529.

Pero el alza generalizada ha dejado a muchos sin convencer.  "Economistas de Banc of America Securities-Merrill Lynch creen que es probable que el alza de los mercados bursátiles en Estados Unidos revierta curso debido a que no fue confirmada por las caídas en el VIX, diferenciales TED o en los diferenciales de bonos corporativos", indicaron analistas del banco. "Si las acciones caen, muchas de las monedas del G10 también perderán terreno"

El VIX (VIX) es una medición de volatilidad y el diferencial TED se refiere al diferencial entre préstamos interbancarios y deuda del Gobierno a corto plazo, ambas medidas tienden a subir en conexión con la percepción de los inversionistas hacia el riesgo.

El dólar se mantenía estable frente al yen y subía en relación con el euro. Los futuros del oro caían alrededor de US$4 la onza, mientras que los rendimientos de los bonos del Tesoro a 10 años avanzaban 2 puntos base al 2,69%.

En tanto, General Motors Corp. (GM) concentraba la atención luego que Bloomberg News informara que el presidente Obama prefiere la bancarrota, si bien Reuters señaló que un funcionario de la Casa Blanca insistió que Obama no ha cambiado de opinión. El nuevo presidente ejecutivo de GM, Fritz Henderson, admitió el martes que una quiebra es más probable que antes.

En tanto, los contratos a futuro sobre el petróleo caían más de US$1 el barril antes de la publicación de los inventarios semanales en Estados Unidos.

En los mercados extranjeros, la mayoría de las bolsas asiáticas subió.

El índice Nikkei 225 de Tokio escaló 242,38 puntos, o un 3%, a 8.351,91, mientras que el índice compuesto de Shanghai ascendió un 1,5% para cerrar en 2.408,02. Por su parte, el índice Hang Seng de Hong Kong perdió 56,48 puntos, o un 0,4%, para cerrar en 13519,54

En Europa, el índice FTSE 100 del Reino Unido caía un 1,1%.