Se trata de un dato mucho peor de lo esperado por los analistas debido a la caída de la demanda.

La recuperación del sector privado de Francia se ralentizó mucho más que lo esperado en junio mientras la incertidumbre económica global pesó sobre la demanda, según una encuesta publicada este mismo jueves. 

El índice compuesto adelantado de gerentes de compra (PMI) de Markit/CDAF, que mide el ritmo de cambio en los negocios en servicios y en manufactura, cayó a 55,4 en junio desde los 60,3 de mayo, reflejando el menor ritmo de crecimiento desde octubre. En servicios, el índice adelantado cayó a 56,7 desde los 62,5 de mayo, descendiendo al nivel más bajo en seis meses y mucho más abajo de un consenso de Reuters que auguraba un 61.