Fitch ha confirmado los 'rating' de Caja Rural de Navarra por su fuerte implantación regional, que sostiene su negocio minorista, su elevado nivel de depósitos y su menor dependencia de la financiación mayorista que otras entidades financieras españolas La agencia de calificación crediticia mantiene el 'rating' a largo plazo en 'A-', la nota a corto plazo en 'F2', y sitúa su perspectiva de revisión en estable, al tiempo que recuerda que la renta per cápita de la Comunidad Foral es superior a la media española.