El consorcio ALF, integrado por Amey (filial de Grupo Ferrovial SA en Reino Unido), Ferrovial Agroman y Lagan, ha recibido un contrato de 250 millones de libras (unos 347 millones de euros) para la construcción y explotación de 125 kilómetros de carreteras en Irlanda del Norte, según informa el consorcio en un comunicado.