El secretario de Acción Sindical de UGT, Toni Ferrer, afirmó hoy que España necesita "reformas laborales para reducir la temporalidad" y rechazó modificaciones en el mercado de trabajo que pasen por "aumentar la temporalidad, desregular la contratación y recortar protección a los trabajadores y derechos abaratando el despido". Ferrer, que participó esta mañana en Pamplona en una jornada de UGT sobre los objetivos de la negociación colectiva para 2010, aseguró que el sindicato estará "de frente" a quienes propongan recortar derechos de los trabajadores y advirtió de que mantendrá esta posición independientemente de "quién lo diga: organismos internacionales, el sempiterno gobernador del Banco de España, o el Gobierno de la Nación, nos es exactamente igual".