La Reserva Federal está preparada el martes para considerar un plan que representaría la mayor respuesta regulatoria hasta la fecha del banco central a la turbulencia en el sector hipotecario estadounidense. La propuesta del personal de la institución que está siendo evaluada limitaría los productos de mayor riesgo, o subprime, que los prestamistas pueden ofrecer, los tipos de divulgación de información que deben realizarse y la compensación que reciben los agentes de corretaje de hipotecas.