FCC, a través de su filial austriaca Alpine, se ha adjudicado el contrato de construcción de dos tramos de carretera en Serbia, que forman parte de un corredor paneuropeo, por un importe de 30 millones.

El proyecto cuenta con financiación del Banco Mundial y consiste en la ejecución de un tramo de la circunvalación de la ciudad de Dimitrovgtrad, de 5,8 kilómetros de longitud, y otro de 8,6 kilómetros en la frontera con Bulgaria.

El contrato incluye además la construcción de siete puentes, de entre 50 y 500 metros de longitud, según datos del grupo de construcción, servicios y energía. Alpine acaba de iniciar las obras que está previsto se extiendan durante un periodo de dos años.