Fagor Electrodomésticos cerró 2009 con unas pérdidas consolidadas de 19,9 millones de euros, frente a un beneficio de 121.000 euros el año anterior, debido entre otros factores al retroceso de la cifra de ventas en 200 millones de euros, hasta situar su facturación en 1.412 millones, informó hoy la compañía. El grupo, que aumentó un 10% su resultado bruto de explotación (Ebitda) el pasado ejercicio, señala que el objetivo para este año es volver a los beneficios y aumentar un 2% sus ventas.