Los expertos ya lo venían anunciando: la eurozona podría experimentar una recesión este 2012 y, según los últimos datos de PIB conocidos hoy, ésta contracción estaría cerca.

El Producto Interior Bruto (PIB) de la eurozona se contrajo tres décimas en el cuarto trimestre de 2011, respecto a los tres meses anteriores, cuando apenas creció un 0,1%. En términos interanuales, la economía europea se expandió siete décimas.

De este modo, el PIB de la zona euro en 2011 creció un 1,5%.

Por su parte, en el conjunto de la UE, la economía sufrió un retroceso de tres décimas en el cuarto trimestre respecto a los tres meses anteriores, cuando había crecido un 0,3%, mientras que en términos interanuales creció un 0,9%. En el conjunto de 2011, creció un 1,6%.

Italia, Países Bajos y Bélgica entraron en recesión técnica en el cuarto trimestre al encadenar ya dos trimestres consecutivos con retrocesos del PIB. Alemania (-0,2%), España (-0,3%), Estonia (-0,8%) y Austria (-0,1%), por su parte, se asoman a la recesión tras registrar un primer trimestre negativo