Las acciones europeas abrirían planas o con leves caídas el jueves tras el débil cierre de Wall Street por el nerviosismo de los inversores por la rebaja crediticia de Fitch a Portugal, señala Ben Potter de IG Markets. Indica que el FTSE 100 abriría con un descenso de dos puntos a 5.676, que el DAX descendería 12 puntos a 6.027 y que el CAC-40 iniciaría la sesión sin cambios en 3.950. Los inversores también están pendientes al primer día de la cumbre de la UE, en la que se intentará encontrar una solución a los problemas de deuda de Grecia.