Los niveles récord de endeudamiento de las empresas y de los hogares, junto a un déficit comercial hinchado, han provocado un "enorme agujero" en la balanza por cuenta corriente española, lo que ante el final de la disponibilidad de financiación barata hace probable una "severa corrección" de la economía, según afirma Standard & Poor's. De este modo, la agencia de calificación pronostica que el crecimiento real de la economía española en 2008 se ralentizará hasta el 1,8%, frente al 3,8% del año anterior, mientras que en 2009 bajará hasta el 1,6%.