La economía española destruirá este año el doble de empleos que en 2008 y acabará el ejercicio con 4,5 millones de desempleados y una tasa de paro cercana al 20%, según las previsiones recogidas en el 'Avance del Mercado Laboral' que elaboran conjuntamente Analistas Financieros Internacionales (Afi) y la patronal de grandes empresas de trabajo temporal Agett. En concreto, Afi-Agett prevén que el año cierre con 18,6 millones de ocupados, lo que supondrá la destrucción de 1,25 millones de empleos, frente a los 620.000 que se perdieron en 2008.