Enagás ha obtenido la autorización administrativa para construir el gasoducto que unirá las Islas Baleares con la Península, proyecto valorado en 490 millones de euros. El gasoducto permitirá transportar un caudal máximo de 676.000 metros cúbicos de gas.