La subida de los tipos de interés en la zona euro sería "una mala noticia", ha señalado hoy BusinessEurope, la patronal europea, que ha dejado claro, no obstante, su absoluto respeto a las decisiones del Banco Central Europeo. "No estamos a favor de aumentos en las tasas" por su efecto negativo sobre la demanda interna y la inversión, ha explicado el presidente de la patronal, Ernest-Antoine Seilliere, en rueda de prensa. Pero ha subrayado que las decisiones de la autoridad monetaria deben ser respetadas y recordó que, según los tratados comunitarios, la principal tarea del Banco es el control de la inflación.