El Supremo holandés da su visto bueno a la venta de La Salle - filial estadounidense de ABN Amro- a Bank of América, sin necesidad de que los acionistas de ABN Amro den su aprobación a la venta -tal y como determinó en primera instancia la Cámara Mercantil del juzgado de Amsterdam-. El alto tribunal no ve intención con esta operación de bloquear ninguna OPA sobre ABN Anro, que acordó su compra por Barclays. La decisión es el primer paso para que pospere una de las dos ofertas sobre la entidad holandesa: la de Barclays o la del consorcio en el que participa el Santander.