Banco Santander sigue comprometido con su objetivo de lograr un crecimiento anual compuesto del 15% en su beneficio por acción en 2008 y 2009, según ha señalado su consejero delegado, Alfredo Sáenz, en una teleconferencia con analistas. El banco presentó el objetivo en septiembre del año pasado, durante el Día del Inversor. Santander, el mayor banco de la eurozona por valor de mercado, tiene previsto conseguir su objetivo mediante estrictos controles de costes y un crecimiento de sus ingresos de doble dígito durante el periodo.