Las actuales dificultades en los mercados financieros tienen todas las características del "pánico bancario" clásico, aunque está teniendo lugar fuera del sector bancario tradicional, según señala el presidente del Bundesbank, Axel Weber, en declaraciones recogidas por el diario Financial Times. A su juicio, lo que estamos viendo es básicamente lo que subyace en todas las crisis bancarias. Para Weber, la única diferencia entre una crisis bancaria clásica y las dificultades en los mercados es que las instituciones más afectadas por el momento son 'conduits' o vehículos de inversiones estructuradas financiados a través del mercado secundario de deuda, más que mediante instituciones bancarias reguladas.