El presidente del grupo franco-belga Suez, Gérard Mestrallet, se ha reunido con los miembros del Consejo de Administración de la Comisión Nacional de la Energía (CNE) para explicarles sus planes en Gas Natural tras elevar su participación hasta el 11,4 por ciento. El máximo órgano del regulador energético tiene previsto analizar mañana el expediente que sigue sobre el incremento de participación de Suez en la empresa gasista catalana.
El pasado 26 de junio, Suez pidió autorización al regulador energético para aumentar hasta el 11,4% su paquete accionarial en Gas Natural. Según las nuevas facultades asignadas el año pasado a la CNE, el regulador energético debe autorizar cualquier operación que implique la compra de más de un 10 por ciento de una empresa con actividades reguladas (transporte y distribución de gas y electricidad) o cualquier otro porcentaje que conceda "influencia significativa". El grupo franco-belga posee de forma directa un 9,95 por ciento del capital, aunque cuenta con una opción para adquirir un 1,35 por ciento adicional. Dos días después de recibir la comunicación de Suez la CNE le envió un requerimiento en el que pedía información adicional sobre la operación. En julio el organismo que preside Maite Costa admitió la personación en el expediente de Gas Natural, a quien también ha reclamado más documentación, y Repsol YPF, accionista de referencia de la gasista (30,85%). Dos meses para resolver el expediente La CNE tiene dos meses de plazo para resolver este expediente, aunque el reloj se detiene cada vez que hace un requerimiento de información a las partes implicadas. Desde que se inició el procedimiento, Suez ha señalado que no planea aumentar "a corto plazo" su participación en Gas Natural por encima de ese 11,4%, aunque no lo excluye en el futuro "si en algún momento se presentan oportunidades". Repsol YPF y La Caixa, principal accionista de Gas Natural (33,06% más una parte de Hisusa), han indicado que no tienen "ningún pacto o acuerdo" con Suez en relación con la gasista.